.

Mostrando entradas con la etiqueta armas nucleares. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta armas nucleares. Mostrar todas las entradas

5/09/2016

, , , , , , , , , , ,

Fin de semana de miedo




Donald Trump y Kim Jong-Un, tienen mucho en común: tienen peinados graciosos, llegaron a donde están de forma hereditaria, y cuando aparecen públicamente, todo el planeta comienza a temblar. Y este fin de semana, a ambos se les dio por jugar al domingo de Halloween. Kim aseguró que solo usará misiles nucleares para defenderse y Donald que quiere leer los archivos secretos de la CIA. Si no fuera porque ya está con un pie afuera del Salón Oval, Obama se hubiera vuelto caucásico del susto.

Empecemos por el Kim de la gente. Según afirma la BBC, el líder norcoreano apareció en una reunión extraordinaria para avisar que su país no utilizará armas nucleares a menos que tenga que defenderse (en cuyo caso, no les quedará otra que apelar a los fuegos artificiales “chernovilescos”). El que hasta ayer amenazó a los Estados Unidos y a su hermana Corea del Sur con la muerte, cambió su postura de golpe.

Además, afirmó que Corea del Norte “podría trabajar para detener la propagación de las armas nucleares”, con lo cual todos quedaron buscando a qué cámara mandarle un saludo a Tinelli (¡Cuervo botónazo, un saludo amigo!). Pero todos quedaron sospechando de que algo anda mal, cuando Kim comentó que debe haber más conversaciones con Corea del Sur “para construir la confianza y la comprensión”. Tanta bonhomía de golpe es rara en él. Eso atemoriza.

Sobre todo, cuando los corresponsales en Corea del Norte aseguran que los amigos de Kim están haciendo aprontes para nuevos ensayos nucleares y mantienen a sus tropas firmes en el territorio. Pero por el momento habrá que esperar, a ver si el que dice la posta es Kim o el periodismo.

Y el otro que puso a todo Estados Unidos en estado de pánico, fue el simpático Donald. Al parecer, todos los candidatos a gobernar ese país reciben un informe de situación y los archivos secretos, de manos de la agencia de inteligencia (la vieja y querida CIA que conocemos por películas y dictaduras en el continente). Esto se realiza como “un gesto” para que los posibles gobernantes ya tengan de primera mano, la información necesaria en materia de seguridad.

El problema es que con Donald refregándose las manos por conocer las intimidades más importantes del país, la CIA está pensando en reformar su protocolo (se ve que tan inteligentes no son, si necesitan evaluar qué clase de cosas puede hacer este descerebrado con información clasificada).

A nosotros no nos tienen que venir a contar que Donad “es un hombre sin filtro”. Pero al parecer a los estadounidenses sí. Y con esas palabras, el exanalista de la CIA, Aki Peritz, definió al precandidato republicano. Peritz explicó: “separar sus pensamientos de sus declaraciones públicas nunca ha sido su fuerte. Ha tuiteado cosas dudosas, a veces falsas, que lee en internet; ha vociferado estadísticas de delincuencia falsas e incluso no tiene problema en citar a Benito Mussolini (…) Así que, ¿cuáles serían las consecuencias si Trump revela algo clasificado en la campaña?”. Nada más que alegar, Su Señoría.

Es tan peligroso Trump que ni los suyos lo quieren. Es como el tío borracho en la fiesta de 15: nadie quiere acercársele y da vergüenza ajena. Solo que, al pariente de la quinceañera, el pedo se le pasa. Bastaría recordar algunas de sus frases más sonadas, para ejemplificar el calibre de su “razonamiento” (por llamarlo de alguna manera), pero preferimos destacar solo una cosa para que puedan apreciar el grado de peligrosidad del multimillonario: Tanto George Bush padre como George Bush hijo consideran que Trump no está en condiciones de gobernar. Imagínese cómo será la laguna que el chancho la cruza al trote.

Y mientras en Uruguay pensamos en la falta de garrafas de 13 kilos de gas o la formación secreta de los cuadros grandes para el clásico, otros hablan de energía atómica y secretos de Estado en manos de un descerebrado. Qué querés que te diga… Hay momentos en los que no está mal ser uruguayo. De todas maneras, hay que estar al alpiste de estos dos hombres cuyos caprichos pueden volverse contra el planeta. Metafórica y literalmente hablando. 


Imagen: www.absurdus-apoplexus.com

5/09/2016